La sombra de Pina Bausch

En momentos donde la diferencia entre un biopic y un documental sobre un autor es exiguo, Win Wenders homenajea al personaje liberando al arte de su autor. Pina Bausch queda reducida al mínimo, a pequeñas notas a pie de página escritas por los miembros de su compañía: Tanztheater Wuppertal. Wenders apostilla que el autor es solo su obra. Si la obra es universal, atemporal y viva, también lo será en los mismos términos su autor. Si la obra trasciende, lo hará con todo derecho su creador.

Pina (W. Wenders)

En 1990, Bausch dirigió su única película: El lamento de la emperatriz (Die Klage Der Kaiserin). Film de vanguardia cuyo concepto, como ha retratado Wenders en el mejor documental en los últimos años, es el cúmulo de sensaciones muy diversas que destapa la coreógrafa con su trabajo. No encontramos durante el visionado de la obra, las piezas maestras que rompieron con la danza  clásica, creando una fusión de imagen, sonido y baile. Pina Bausch, ni pretende auto homenajearse ni buscar salidas fáciles. Collage de furibunda rabia sobre la etiqueta en el género, el culto al cuerpo y la desmembrada unidad familiar.  En esta conjunto de piezas conceptuales, Bausch falla donde no ha fallado Wenders, en usar la cámara como aliado de la obra, y no como mero vehículo donde mostrar su obra. El plano nunca termina de adquirir personalidad, el plano general es melifluo en momentos donde debería adquirir un poder visual que aumente las sensaciones que pretende el concepto.

El lamento de la emperatriz

El lamento de la emperatriz

 

 

 

 

En la performance El lamento de la emperatriz, no deja indiferente a nadie, pero el medio escogido para mostrarlo, es a mi parecer, un obstáculo más que una ayuda. Se percibe la rabia y el miedo, pero no me trasmite la fuerza que emana la obra de la coreógrafa. En el documental de Wenders, la fuerza de Pina Bausch se percibe en cada fotograma, en cada movimiento corporal, en cada haz de luz y gota de agua que cae sobre el escenario. Es una película soberbia, llena de Pina Bausch… aunque ella, solo sea una sombra.

Vollmond de Pina Bausch por Win Wenders

 

 

 

Esta entrada fue publicada en Documental. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s